18. 3 Mitos sobre vender en Instagram

Tres mitos sobre vender en Instagram: ¿Es importante el número de seguidores?, ¿se puede solo vender en las historias? ¿se deben poner los precios de forma visible?

Hoy hablamos de mitos, pero no los típicos mitos de Instagram que estoy segura de que estás cansada de ver una y otra vez, como que si Instagram quiere que pongas 3 o 5 hashtags, o si tienes que tapar tus reels cuando los compartes en historias. No voy a entrar en eso.

Para mí eso es quedarse en una capa muy superficial de Instagram y me parece que ya hay demasiado contenido respecto a estos temas. Prefiero dar un salto hacia capas más profundas y darte contenido un poquito más avanzado que realmente te haga pensar, reflexionar y que realmente tenga un impacto luego en tu estrategia, en tus resultados.

 

1.  ¿Es importante el número de seguidores?

¿Es necesario tener x seguidores para poder vender? o ¿es mejor centrarse primero en crear una gran comunidad y luego ya con 1000 – 10 mil seguidores empezar a vender?.

¿Importa de verdad ese número de seguidores?, ¿qué es verdad y qué es mentira?…

Pues mi opinión y la reflexión que os quiero trasladar, es que sí que importa.

Importan porque cuando entras en un perfil de Instagram, ese número de seguidores puede ser uno de los factores que te ayude a transmitir confianza, autoridad. 

 

1.1. Confianza

La confianza es una de las formas más fáciles, más rápidas de transmitir esa confianza que muchas veces es difícil de conseguir transmitir. Al menos para muchas personas ver que ese número sea más elevado les da cierta sensación de que esa cuenta debe ser una entidad importante o debe tener cierto recorrido y entonces quizá transmite más confianza que otra que tenga menos seguidores. Eso por un lado.

La confianza es uno de los factores más imprescindibles a la hora de vender. Por lo tanto, indirectamente sí que puede ayudar.

Esta sería la parte más indirecta, pero luego, si nos vamos ya a los números, obviamente cuantos más seguidores tengamos, podríamos decir que más podemos llegar a vender. Y aquí es cuestión de hablar del porcentaje de conversión.

Si tú tienes un porcentaje de conversión elevado, optimizado, es decir, que tienes un sistema de vender a través de Instagram, una buena estrategia que te permite tener ese porcentaje con el que te sientes cómoda. Digamos que si tienes:

  • Unas 200 personas que ven tus historias cada vez que presentas tu producto o tu servicio
  • 2 o 5 personas acaban hablándote por mensaje privado
  • Y dos acaban comprando
  • Tendrías un 1% de conversión.

Si en lugar de 200 personas, las que suelen ver tus historias son 400, pues obviamente podrás tener más ventas. 

Pero como ves, aquí estamos hablando de ese porcentaje de conversión y estamos suponiendo que esas personas que tienes en tu audiencia realmente son personas que pueden llegar a comprarte, es decir, que son tu público objetivo.

 

1.2. Calidad de los seguidores 

Y aquí nos iríamos a la otra parte de la respuesta que hemos dicho.

El número de seguidores si puede importar, pero no importa tanto como la calidad de estos seguidores. Estaremos hartas de oírlo una y otra vez, pero es cierto.

Sí que nos podría servir ese alto número de seguidores de cara a dar esa primera impresión de autoridad, de ser referente en ese sector, pero luego de cara a vender realmente quizá no se traduce en más ventas, porque lo que estás haciendo es bajar ese porcentaje de conversión y simplemente te puedes quedar igual con las mismas ventas que podrías tener con una audiencia más pequeña pero más cualificada.

 

1.3. Número de personas que ven las historias

Y por último, es la importancia del número de personas que realmente están viendo tus historias, ya que habrás oído muchas veces que las historias son uno de los mejores sitios de todo Instagram para vender, porque es allí donde concentramos esa audiencia más fiel, más comprometida.

Por lo tanto, puede ayudarte a tener más seguidores, pero si no estás haciendo o consiguiendo que gran parte de esos seguidores estén día a día viendo tus historias, que es por donde vas hacer la mayoría de esas ventas, tampoco sirve de nada porque nos quedamos igual.

Puedes tener miles y miles de seguidores, pero que las personas que ven tus historias son esas 200, porque los seguidores que estás consiguiendo, no estés consiguiendo engancharlos y llevarlos hasta tus historias.

Todo es estudiarlo, estudiar qué está pasando en tu caso y qué puedes hacer para mejorar en función de dónde detectes que está el fallo o dónde está la parte más débil.

Quizá estás en esa audiencia que está poco cualificada y tienes que encontrar maneras de llegar a una audiencia que encaje más con tu público objetivo o quizá mejorar tu estrategia de historias para aumentar esas visualizaciones y llevarte a esa audiencia, a esa parte más íntima de la app.

En definitiva, se trata de que tengas los conocimientos para que, teniendo en cuenta tu sector, tus características, cuál es tu producto, servicio y todo lo que tú sabes sobre tu negocio, que los demás, sin entrar a hacer un estudio profundo, no podemos saber, que tú detectes lo que puedes hacer para mejorar.

 

2. ¿Se puede solo vender en las historias?

Pasamos al segundo mito o la segunda creencia que va relacionado con lo que acabamos de decir. Y es si a la hora de vender en Instagram tenemos que vender solo en historias.

Dirás, «vale Patricia, si acabas de decir tú misma que en las historias es uno de los mejores sitios para vender en Instagram». Y es verdad.

Pero, a raíz de que esto se está recomendando mucho y es lo que la mayoría de cuentas o negocios hacen, aunque sean uno de los sitios más óptimos, nos estamos olvidando de que existen otras funciones de la app y que quizá estamos dejando de lado y estamos olvidándonos de que también podemos reforzar ese mensaje de venta por esos otros medios. Y con medios me refiero básicamente a dos:

 

2.1. Los mensajes directos

Hemos dicho que podemos vender por historias, pero una función de Instagram que va directamente relacionada con las historias son los mensajes privados.

¿Por qué?

Porque en una buena estrategia de historias podemos usarlas para llevar a la gente de las historias hacia una conversación, donde luego podemos:

  • Cerrar la venta
  • Recomendar
  • Conocer mejor a ese cliente para ver si le podemos recomendar de una forma más genuina y más acertada.

Recordatorio: no porque digamos siempre que para vender mejor en las historias, tenemos que olvidarnos del gran potencial de los mensajes privados.

 

2.2. Los post del feed

El otro sitio que tampoco tenemos que perder de vista son los post del feed.

¿Por qué?

Porque aunque el gran peso de esa venta nos lo llevamos a las historias, a los mensajes privados, sí que es verdad que cuando queremos darle un push a cierto producto o servicio, multiplicar las ventas durante un periodo determinado de tiempo, es una buena idea utilizar ciertos post del feed para dar esa sensación de omnipresencia.

Quizá hay gente que no mira tanto las historias ese día o tus historias se han ido hacia atrás, pero puede que si refuerzas ese mensaje y les aparece a primera vista un post tuyo cuando abren su muro de Instagram, si ayer estuvieron escuchando tus historias y hoy ven ese post del feed relacionado que está reforzando ese mensaje te puede ayudar y si no lo aprovechas, a lo mejor te estás perdiendo ciertas oportunidades de venta. 

Estas serían las dos partes de Instagram, que quizá son las más obvias, pero hay otros dos lugares que yo al menos estoy viendo poca gente que los utilice con una estrategia: 

 

A. Publicidad de Marketing

La primera de ellos sería utilizar los anuncios, es decir, durante cierto periodo de tiempo enseñarle un anuncio solo a un segmento concreto de tu audiencia. 

Por ejemplo, a una parte de tu audiencia que haya interactuado con tu perfil en los últimos 10 días o en los últimos 20 días, y que durante una semana solo esas personas, estén viendo un anuncio que puede estar reforzando ese mensaje que hablábamos, que habrás ido compartiendo en historias, en el feed, etc.

 

B. Vídeos en Directo

La otra función que te recomiendo son los vídeos en directo.

En función de si tienes una audiencia pequeña, a lo mejor tienes ese miedo de que no se conecte nadie o no va a servir de nada, pero es algo que puedes tener en cuenta y la próxima vez que quieras hacer ese aumento de ventas o tengas una promoción especial, al menos te plantees si puedes incluir algún vídeo en directo.

Puedes enfocarlo simplemente para resolver dudas sobre esa promoción, ese lanzamiento, ese producto o servicio, o simplemente hacer como una explicación sobre ese tema que luego va relacionado con lo que dé solución a tu producto o servicio.

¿Por qué funcionan también los directos para las ventas? Aquí volvemos a hablar del tema de la confianza.

Ver a una persona en directo con la que puedes interactuar a tiempo real, que puede estar resolviendo tus dudas, podemos conseguir transmitir esa confianza, esa tranquilidad a través de estos vídeos en directo en los que además, si tienes una comunidad más o menos grande y la gente se conecta e interactúa, puede ayudarte también a crear esa sensación de comunidad de que hay más gente interesada y por lo tanto también reforzar la confianza por ese motivo.

 

3. ¿Se deben poner los precios de forma visible? 

El tercer mito es el de si es mejor decir el precio, ya sea en historias, o en tus posts. Si cuando estás hablando de un producto o servicio hay que decir el precio o hay que hacer que primero me pregunten o me escriban por mensaje privado para que yo les pueda decir el precio y aquí,… Como siempre digo: no hay nada que esté ni bien ni mal. Podemos encontrarle ventajas e inconvenientes a ambas situaciones.

 

3.1. ¿Qué puede pasar si siempre ponemos el precio muy visible?

Si es un precio que quizá está por encima de lo que ellos pensaban o que les duele un poco ese precio porque significa una inversión importante para ellos,..  Al ponerlo a simple vista, no estamos dejando espacio para que primero entiendan el valor real de ese producto, los beneficios que pueden conseguir con él, etc. Entonces ya estamos poniendo esa especie de barrera.

Con esto no digo que sea mejor esconderlo o directamente no decirlo, o que primero nos tengan que preguntar para saber el precio, ni mucho menos.

De hecho, para mí como clienta, me da tranquilidad ver el precio y muchas veces si tengo que rellenar un formulario antes de saber qué me va a costar ese servicio o tengo que agendar una llamada para que luego me digan en la propia llamada lo que voy a tener que invertir, no me gusta, me genera cierto tipo de estrés, así que yo personalmente siempre prefiero ver el precio.

Se puede encontrar la manera de no poner barrera, de que sea imposible saber el precio sin antes pasar por una conversación con nosotros, pero que tampoco sea lo que más llama la atención justo cuando hablamos de ese servicio.

Si hacemos una serie de historias podemos dejarlo al final o simplemente dejar el enlace a la página web donde allí pueden ver el precio, en lugar de ponerlo directamente visible en la primera historia.

Esto depende mucho del nicho de tu audiencia, de lo importante que sea para ellos esa inversión, lo que represente. Cada sector es diferente en este tema.

Siempre, siempre, tú eres quien mejor conoce tu negocio, tu nicho. Lo que yo te recomiendo es que entiendas todas las opciones, los pros y los contras, y que a partir de allí tú puedas decidir qué es lo que mejor te funciona o incluso probar varias opciones e ir contrastando.

 

¡Crea tu plan de acción para los próximos 3 meses -Taller totalmente gratis! 

Te quiero recordar que he preparado un taller para que crees tu plan de acción para los próximos tres meses en Instagram y que te ayude a dejar de tener esa sensación de que estás haciendo mucho, pero a la vez podrías siempre estar haciendo más cosas, de que hay un montón de tácticas que podrías implementar para mejorar tus resultados en Instagram, pero te sientes un poco perdida o abrumada y no sabes cómo ponerle fecha y día a todo lo que tienes que hacer respecto a mejorar tu estrategia en Instagram. 

El taller consiste en:

  • Un vídeo cortito, está pregrabado, es decir, no tienes que esperar a conectarte un día en concreto. 
  • Cuando te registres ya podrás acceder directamente a la clase.
  • Al ser un taller en el que te voy a proponer un método para crear este plan de acción para estos próximos tres meses, pues así puedes ir parando el vídeo, puedes ir pensando e ir haciendo el ejercicio a la vez que vas viendo el vídeo y te estoy yo explicando el método.

Espero que lo disfrutes, que te sirva muchísimo y que dentro de nada tengas tu plan de acción para estos próximos tres meses. Estoy segura de que vas a acabar con una sensación de liberación, de claridad y de entusiasmo. ¡Te veo dentro!

El número de seguidores importa, pero no importa tanto como la calidad de los mismos.

Compartir:
Próximo taller gratuito en directo

Encuentra tu Estilo de Reels

El taller definitivo para que aprendas a usar este formato de contenido a TU manera. Te guiaré paso a paso a través de los diferentes estilos y tipos de Reels que están funcionando mejor ahora para que elijas el que más se adapta a tu marca y negocio.

Miércoles 10 de agosto a las 12:00 (CEST)